¿Cumplirá México la promesa de reforma a la justicia laboral? (Marzo 2018)

Ha pasado la fecha tope del 24 de febrero para la promulgar la legislación de implementación de la Reforma Constitucional del sistema de justicia laboral de México sin que haya cumplido el proceso, mientras los partidos políticos buscan ventajas en medio de la campaña electoral y las negociaciones del TLCAN.

En enero, la RSM publicó una Actualización sobre la intensificación del debate sobre dos leyes contradictorias que podrían definir si, y hasta qué punto, se implementará la Reforma Constitucional del sistema de justicia laboral de México.

El 27 de diciembre de 2017, dos senadores del gobernante Partido Revolucionario Institucional (PRI) de México, presentó un proyecto de ley al Senado que, de aprobarse, socavaría, y hasta podría anular, los avances más importantes en la Reforma Constitucional del sistema de justicia laboral del país que se convirtió en ley en febrero de ese año.

Estos dos senadores son líderes de “sindicatos oficiales” corruptos, la Confederación de Trabajadores de México (CTM) y la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos (CROC), notorias por firmar contratos de protección del empleador sin conocimiento ni consentimiento de las trabajadoras(es). Se cree que los proyectos se originaron en la rama ejecutiva del gobierno y el sector privado.

Un segundo proyecto, presentado por la Unión Nacional de Trabajadores (UNT) y presentado al Senado por un senador del Partido de la Revolución Democrática (PRD), incluye varias disposiciones que reforzarían la Reforma Constitucional.

Los sindicatos independientes y defensoras(es) de los derechos laborales en México ya han cuestionado los proyectos y se movilizan en su contra. También se oponen sindicatos en Canadá y los EE.UU., y los sindicatos globales. Antes de la presentación de los proyectos, el Consejo General de la Confederación Sindical Internacional (CSI) había votado expulsar a la CTM y la CROC por su práctica de firmar contratos de protección del empleador.

La situación se complicó más aún cuando el 22 de febrero, el derechista Partido Acción Nacional (PAN) presentó un tercer proyecto de ley que, en cualquier caso, es más regresivo que el propuesto por los senadores del PRI.

En la RSM, seguimos trabajando con nuestros socios en México para monitorear desarrollos relacionados con las reformas a la justicia laboral y promover la discusión y el debate sobre los temas de la reforma y su implementación.

En julio de 2017, la RSM publicó un Documento Informativo titulado Reforma a la Justicia Laboral en México. Basado en investigaciones propias de la RSM y entrevistas en profundidad con 16 expertos en derechos laborales mexicanos e internacionales, analiza la Reforma Constitucional del gobierno mexicano de febrero de 2017 y plantea interrogantes y preocupaciones sobre cómo sería implementada. Muchas de estas preocupaciones tienen ahora mayor importancia dado el contenido problemático del proyecto de la CTM/CROC.

Cliquea aquí por un análisis del abogado laboral mexicano Arturo Alcalde sobre los diversos factores que tienen influencia en el debate del Senado.